El valenciano ha suplido los cuatro partidos que Gayà ha estado lesionado de forma notable y garantiza descanso al de Pedreguer.

El Valencia respira aliviado. Después de tres temporadas en las que el cuerpo técnico cruzaba los dedos para que Gayà no se perdiera ni un solo partido, ahora pueden estar tranquilos. Y es que Jaume Costa ha demostrado en los cuatro partidos que Gayà ha estado fuera por lesión, que puede ocupar el carril izquierdo valencianista sin problema alguno.

El también canterano valencianista ha jugado al completo los duelos frente al Getafe, Athletic, Ajax y Alavés y más allá de confirmar su buen nivel defensivo, ha combinado muy bien con los de arriba, especialmente con Cheryshev. Su buen partido ante el Alavés fue la confirmación de una racha de encuentros donde el ex del Villarreal se ha lucido.

Quizás el único duelo en el que se le vio un tanto superado fue contra el Ajax, si bien es cierto que le tocó bailar con la más fea. Ziyech se marcó un partidazo en Mestalla que redondeó con un auténtico golazo e hizo sufrir Costa a lo largo de los 90 minutos.

Gayà jugó el curso pasado prácticamente todos los partidos y acabó el curso fundido. Ante la falta de confianza que había en Lato, el de Pedreguer se vio obligado a forzarse físicamente en muchos partidos. Este año ya se ha demostrado que la situación será distinta, que con Jaume Costa, Gayà podrá descansar tranquilo.(www.camisetasdefutbolonline.com)